26
Jun
09

Homenaje 1.

A pesar de que no supo adapatarse a los nuevos tiempos musicales, que se le fue la cabeza hasta límites insospechados y que le gustaba “dormir” con niños, los ochentas nunca hubieran sido lo mismo sin él.

Michael Jackson marcó una infancia dorada durante una década que a pesar de sus luces y sombras fue la mejor de mi vida (no en vano era un niño y eso hace mucho).

Disfruté de sus simplonas y pueriles películas, jugué al Moonwalker de la Sega Megadrive y escuché todos sus discos desde el momento en que vi el videoclip de Billie Jean por primera vez. En el Dangerous se agotó la fórmula y mis inquietudes musicales derivaron por otros derroteros. Pero puedo decir sin sonrojarme que jamás dejó de gustarme, ni renegué de él como hicieron otros cuando arribó el “grunge” comercial de Nirvana. Sobre todo me quedo con su época en los Jackson Five durante la era Motown, ´Cause We´ve got Motown Blood in our veins, que diría Mando Diao.

Aquí va un homenaje a Michael Jackson que fue el mejor, al menos durante un tiempo. Te recordaremos de color negro, con el pelo rizado y la nariz chata.

Que dios lo tenga en su gloria.

Anuncios

0 Responses to “Homenaje 1.”



  1. Dejar un comentario

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: