Archive for the 'Politiqueo' Category

20
Feb
10

Aznar y sus “güevos” toreros.

Ahí está. Con dos cojones “made in Spain”, como los de don Pelayo. Don José María nos muestra los resultados de su educación cristiana, privada y de elite, además de cuánto le importa España y su gente, y lo machote que él es; “pa chulo chulo, mi pirulo”.

El político más conservador de Europa, nuestro ex presidente, que nos metió, aparentemente, entre los países con más peso, ya no de Europa, sino del mundo, y de paso en una guerra que olía a interés económico en detrimento de vidas humanas  (una actitud muy cristiana) que tiraba para atrás. El ex presidente que levantó la economía española (¡ay! qué bien vivíamos entonces) a base de cemento y ladrillos, hasta que llegaron los otros subnormales, que son imbéciles, y dijeron: “pa qué tocá ná, si así va de vicio, ¿no? ¿Tú qué dice primo?”. Contra Aznar vivíamos mejor pero, no señor, no le echamos de menos.

¿No es sospechoso que este enano mental se retirara tres años antes de que empezara todo este fregado de la crisis financiera, la caída del ladrillo, el paro, el hundimiento de empresas, despidos y demás efectos colaterales de este sistema capitalista tan infalible e incuestionable, donde la libre competencia siempre se respeta sin trampa alguna, es equilibrada y no hace falta controlarla para nada porque todo funciona muy bien solo?

Ahora que están de moda las teorías conspirativas: Yo creo que el amigo “Ansar” sabía algo, vía “Bush bunch”, y por eso se quitó del medio (casi a la par que el ex presidente de USA). Pensaría: “que se coma la crisis el idiota de Rajoy”. Pero le salió mejor porque ahora se la está comiendo el menguado de Zapatero. Si aún así no consiguen llegar al poder deberían hacérselo mirar, porque es grave.

No obstante, esta situación en la que el PSOE nos hunde en el estiércol de la incompetencia y el PP no levanta cabeza, lo convierte en el presidente que trajo la bonanza económica (cuando ésta vino en realidad por los fondos europeos, la coyuntura favorable de entonces y el ladrillo), el buen gobierno y la riqueza sin parangón, cuando es ciertamente el presidente del oportunismo económico, el autoritarismo, la falta de reformas educativas, el “ladrillazo”, la guerra, el elitismo ultraderechista más rancio, conservador y casposo de Europa desde la Thatcher.

Qué bien que todavía nos quede Esperanza Aguirre, otra chulapona, lideresa ella, más tonta que un bocado en el glande, que presume de liberal y no sabe ni por donde le sopla el viento. Una pija psicótica que cuando quiere consejo le pregunta a Aznar porque está claro que ella no es capaz de pensar por sí misma. Ser liberal es privatizarlo todo, “majete”, hasta la sanidad y la educación, y si se crean oligopolios (“¿oligo qué?”) digo que es culpa de Zapatero, que es la coletilla más recurrente para justificar el matonismo mafioso de esta panda de ricachones asquerosos que son la derecha española.

No se me olvida que estamos gobernados por los estultos demagogos populistas del PSOE, que no dejan de ser los más idiotas del país. Pero el conservadurismo de Aznar y su secta no lo quiero ni en pintura. Que se metan el dedo corazón en el ojete y urguen. Aunque claro, el cambio político es necesario. Pues que dios nos pille confesados y a mí, si es posible, fuera de España.

11
Sep
09

Ocho años. De aquel polvo, este lodo.

Luto por las víctimas de atentados y guerras en todo el mundo.

Luto por las víctimas de atentados y guerras en todo el mundo.

Hoy se cumplen ocho años desde que se produjeran los famosos atentados de las torres del World Trade Center. Nada nuevo que decir al respecto (qué más se puede añadir). Sólo nos quedan multitud de interrogantes y dudas al respecto.

Hubo muchos aspavientos (lógico por otra parte), a pesar de que muere más gente en Palestina, Iraq, Afganistán o África. En cualquier caso es obvio que el pueblo americano no merecía semejante desgracia (incluso habiendo elegido a Bush como presidente por dos veces).

¿Tuvo la familia Bush algo que ver con ello? ¿Y los bin Laden? ¿Debemos creer a Michael Moore? ¿Fue aquel atentado el resultado de una política exterior muy equivocada o es que los árabes le tienen tirría a USA? No olvidemos que Osama bin Laden vivió en América y que su familia tenía negocios importantes con los poderes fácticos de USA (si damos crédito al documental Fahrenheit 9/11),  y que además los talibanes fueron aliados de USA en el pasado (fueron entrenados por el ejército norteamericano). ¿Qué le ocurrió al niño pijo Osama bin Laden? ¿Por qué viró hacia el integrismo islámico? ¿Desde cuándo? Resulta todo muy extraño.

El caso es que después del atentado, mucho dinero cambió de manos. La economía mejoró notablemente en los años venideros y los ricos más ricos del mundo se forraron aún más. Llegaron la guerra de Iraq, la reeleción de Bush, el encarecimiento exagerado del petróleo, las pruebas nucleares de Irán y Corea del Norte. Y hoy tenemos el mundo manga por hombro y lo que te rondaré morena.

La verdad es que el 11-S fue una cruenta tragedia, pero la tragedia está en todas partes, aunque no haya cámaras de la CNN que la muestren al mundo. El Tercer Mundo viene padeciendo miles de infortunios cada día durante más de un siglo. Un cosa está clara, el que la hace la paga. Aunque siempre pagan el pato los que menos culpa tienen. La astucia del poderoso es infinita. Y su maldad también. Bush y Bin Laden ya tienen su sitio junto a Stalin, Hitler o Milosevich en el otro infierno (el del demonio de la Biblia y todo eso, no en éste).

Para culminar la efemérides voy a dejar el tráiler de un documental inquietante y digno de interés. Se trata de Zeitgeist de un tal Peter Joseph. Puedes estar más de acuerdo o menos (como con Michael Moore), creértelo o no (a mí me cuesta creerlo, pero es más difícil no hacerlo). No en vano te hace pensar hasta que te duele la cabeza y el alma. Es un punto de vista que nunca nos mostrará el cuarto poder, afecto a la autoridad económica y política. Si quieres más versiones que las que se ofrecen en los informativos, es necesario echarle un vistazo. Aunque aviso que resulta harto angustioso.

Hasta el minuto 3 se habla de la religión (coartada de los poderosos para cometer genocidios a lo largo de la historia). El resto es una visión muy curiosa sobre los atentados del 11 de septiembre, que es el tema que nos ocupa hoy. Pero véanlo completo, merece la pena y no tiene desperdicio. No es apto para mentes impresionables.

Pasen y vean el circo mundial del dinero y el poder.

09
Sep
09

Yesterday.

Qué tiempos aquellos, allá por el 2001-2006 (el lustro prodigioso) cuando todos éramos tan felices, con trabajo y con dinero (hago siempre lo que quiero) ignorantes de lo que se avecinaba.

Qué grande España (¡¡¡arriba España!!!), cuando su líder más insigne encontró la fórmula magistral para meter a nuestro hispánico país en la Unión Europea y convertirlo en la envidia de Europa y del mundo occidental. Porque con Aznar (dios te salve ¡O Rei!) todo era mejor y más divertido: se recalificaba el suelo, crecía el mercado inmobiliario y la burbuja, el Real Madrid era galáctico y no necesitaba ganar nada, el Pocero era el ejemplo a seguir por la juventud y el futuro brillaba como el oro de las Indias.

Si bien ahora todo está lleno de grúas y la clase pudiente española por entonces sólo estaba formada por constructores, promotores, arquitectos, albañiles, fontaneros y electricistas, las oportunidades para hacerse asquerosamente rico eran infinitas (poderoso caballero y tal y tal); y sin saber ni leer ni escribir. Los jóvenes no necesitaban estudiar y eso era una ventaja (los libros son para los perdedores como todos sabemos). En aquellos maravillosos días de bonanza (ese caballo que viene de…) al olor del hormigón todo era de color de rosa (o rojo anaranjado de ladrillo). Los empleados de la construcción compraban Audis y Mercedes a espuertas, comían en la calle un día sí y otro también; las colas en las tiendas eran kilométricas y el consumo era miel en los labios de una sociedad analfabeta, pero opulenta. No había paro en aquellos “happy twenties” del siglo XXI con los políticos, banqueros y promotores inmobiliarios bailando el charlestón.

Promotor inmobiliario bailando el charlestón en 2005

Promotor inmobiliario bailando el charlestón en 2005

Aquellos maravillosos años eran, no obstante, prolíficos en cultura de primera magnitud. Todos recordamos Aquí  hay Tomate (en sus mejores tiempos), El Gran Hermano (que resiste los envites de la crisis) y Operación Triunfo revolucionando el panorama musical. Y qué me dicen del reggaetón, el sonido insuperable, con letras poéticas en grado sumo y arreglos musicales al nivel de los mejores músicos del mundo. Qué grande Daddy Yankee.

En 2003 Bush invadía Irak y nosotros, como buenos hippies con la tripa llena y los bolsillos rebosantes, salíamos a la calle a protestar por tamaña injusticia y de paso a comer en un McDonald´s y comprar algún trapito. Porque había dinerillo surgido del ladrillo, claro está. Hoy ya nadie protesta por nada, porque ir de “manifa” implica tomar algo en la calle y no hay ni para una caña en vaso de chupito. Y es que ahora por no haber  no hay ni guerras, ni hambre, ni miserias, nada más que las propias de nuestro país por culpa de… a ver…  ¿Zapatero? (por ejemplo).

Desde que llegó ZP al poder, aupado por la muchachada progre, y tras cuatro años de gobierno con inmejorables desmanes al litoral, construcción desenfrenada que nadie pudo ni quiso parar, y orgía de créditos, préstamos, consumo y despiporren, CRACK, todo se fue a tomar por saco . Es que este ZP es un zoquete. Si el Pocero fuera presidente no estaríamos sumergidos en este lodazal de podredumbre que nos impide trabajar y gastar como cabrones. La construcción debe volver y volverá; por la gloria de mi madre. ¿Dónde estás Aznar, querido? Dame un trabajo en FAES, por el amor de dios (tú que eres su lugarteniente y el faro de occidente).

Pero qué fue lo que pasó. Quién nos quitó el sueño español de construir y construir y construir y construir y construir para vivir así como sultanes entre inocentes desmanes, y que ya no rimo más porque quiero terminar este rollo macabeo que no me ha quedado feo (ven lo que produce el paro forzado).

El que se haya sonreído al menos un poco, que lo diga. Y perdonen las disculpas.

Yesterday, all my troubles seemed so fare way…

02
Ago
09

Ofertas de empleo o soluciones para el paro.

INFOCURRELO INFORMA.

2 de agosto de 2009.

SE BUSCA PERSONAL PARA PUESTO DE POLÍTICO O POLÍTICA, ESTO ES, CONCEJAL O CONCEJALA, DIPUTADO O DIPUTADA, MINISTRO O MINISTRA, PORTAVOZ O PORTAVOZA, Y ALCALDE O ALCALDESA DE PUEBLO CON SUELO RECALIFICADO PARA CONSTRUIR URBANIZACIONES DE LUJO, CASINOS, PLAZAS DE TOROS, PUERTOS DEPORTIVOS, CAMPOS DE GOLF Y CENTROS COMERCIALES  (preferentemente en el Levante y costa sur española).

TRABAJO MUY MUY BIEN REMUNERADO Y COMPATIBLE CON OTRAS ACTIVIDADES LABORALES, OCIO O RASCADO DE HUEVOS A DOS MANOS. SE OFRECE CONTRATO VITALICIO, SEGÚN VALÍA (cuanta menos mejor, se entiende).

REQUESITOS REQUISITOS:

– Poseer cualquier título universitario (mejor en la privada) o no poseer ni la ESO, (nada de medias tintas). Se valorarán las Licenciaturas en Igualdad, Buenismo, Demagogia, Buen Rollito o Punto de Cruz.

– No se requiere ni cultura general, ni idiomas, ni niveles superiores de escritura o lectura (si no se sabe leer ni escribir mejor).

– Se excluirá a cualquier candidato que muestre en la entrevista la más mínima muestra el más mínimo indicio de raciocinio, imparcialidad, sentido común o independencia de pensamiento.

– Se valorará el ser mujer políticamente correcta, liberal o progresista, feminista y que no le afecte la discriminación positiva ni el paternalismo ni la condescendencia masculina.

Además se tendrá en cuenta la posesión de un alto grado de sectarismo, gregarismo e idiotez congénita.

Abtenganse Absténganse candidatos con escrúpulos, sin ambición, díscolos o con algo de inteligencia.

Se precisa listeza, astucia, ansías ansias de medrar e incapacidad para cuestionar ideas idiotas.

– Se valorará experiencia en Ayuntamientos de la Costa del Sol, la Generalitat Valenciana, la Comunidad de Madrid o la Junta de Andalucía.

– Se valorarán también cartas de recomendación del puño y letra del secretario de Manuel Chaves, Francisco Camps, Rita Barberá, Esperanza Aguirre, Marisol Yagüe, Isabel G. Marcos o figuras similares de dudosa integridad moral (no se aceptarán aquellas que no posean faltas de ortografía o gramaticales).

El horario laboral es libre, así como las horas de trabajo; el absentismo es obligatorio al menos seis meses al año.

Las posibilidades de promoción interna son infinitas, según le dé al líder de turno, en función de la limpieza de las estrías de su ojete o recto, debidamente repulido con la lengua del empleado contratado y que aspire al ascenso.

PUEDEN MANDAR EL CURRÍCULUM a Carrera de San Jerónimo (Calle Fernanflor nº 1), o en su defecto a Calle Ferraz nº 7o ó Calle Génova número 13.

(El currículum será redactado con letra Comic Sans de color beig horchata de chufa caducada, en cursiva, a doble espacio, sin margen y no deberá ocupar más de una cuartilla; ATENCIÓN: SE PRECISA FOTO DE CUERPO ENTERO Y EN ROPA DE VERANO).

NO SE ADMITIRÁN CURRICULUNES CURRÍCULUMS CURRÍCULUM QUE NO CUMPLAN LOS REQUISITOS REQUERIDOS.

Si no puedes con tu enemigo únete a él.

Si no puedes con tu enemigo únete a él.

15
Dic
08

Que se jodan (como los demás).

Pobres ricos, qué van a hacer. Cuando no son los rojos descerebrados que nacionalizan sus empresas, son los socialdemócratas que les coartan la libertad con impuestos injustos que no les permiten hacerse más ricos. Y para más inri, ahora se dan cuenta de que han sido engañados por colegas de cartera; el negocio piramidal Madoff, gracias a la purga que está ejerciendo la crisis en este sistema liberal corrompido hasta las entrañas, ha dejado tiritando los bolsillos de aquellos que la selección natural eligió para liderar a la raza humana, a golpe de billetera. Hoy parece que los ricos, ya no lo son tanto, al menos no tanto como ellos quisieran.

Se acabaron los paseos en yate, las reuniones en sociedad con aristócratas, artistas, empresarios y futbolistas, el güisqui de doscientos euros, los puros habanos, las cenas de mil euros el cubierto con caviar y faisán, los partidos de golf, los coches de lujo, los aviones privados, las putas de lujo, la “farla” de lujo; se acabó el lujo en definitiva, o quizá no.

Dudo mucho de que a los estultos ricachones, a los que se les ha esfumado mucho dinero como un pedo que se pierde en el aire, pero que deja un aroma algo molesto, se les haya agotado casi toda la plata; algo les quedará en algún paraíso fiscal.

Ahora ya no es la progresía socialistas ni los tan cacareados enemigos de la libertad los que meten el dedito en el culito a los niños bien de la élite mercantil que han vivido como dioses durante los últimos veinte años. Ellos se lo guisan y ellos se lo comen, pero ahora quieren que el caviar lo paguen otros.

El mundo se ha vuelto loco. No bastaba con encontrarme a todas las pijas con el pañuelo palestino al cuello, más falso que el dinero del Monopoly, o ver a rastafaris montados en BMW mientras suena una canción reggae atacando el lujo infernal de Babylon, o escuchar a Rouco Varela hablar sobre la avaricia que esquilma el mundo, o verme a mí mismo, agnóstico perdido, rezando en la Catedral de Málaga un domingo por la tarde. Los que ayer eran liberales a ultranza, ahora ven peligrar sus prerrogativas y vuelven a los pies de papi Estado para que les amortigüe la caída; como en la parábola del hijo pródigo. Mientras, la socialdemocracia, en los países donde gobierna, juega al despiste y son ahora más liberales que los que antes declamaban por la libertad, el liberalismo, la bajada de impuestos y poder para las empresas. Y es que, como todos sabemos, la socialdemocracia vendió su alma al diablo hace mucho tiempo.

Escuchaba la radio ayer por la noche, y una periodista de esas tan intelectuales, liberales y refinadas, que ganan premios literarios, tan fiables y exentos de politiqueo, decía que el problema no es el mercado, sino los mercaderes. ¿Se puede ser más subnormal? ¿Y quién estructura y fija las reglas del mercado sino el mercader? Sería tanto como decir que no es el juego del Real Madrid el probema, sino sus jugadores que juegan muy mal. Son ambas cosas ¿no? Es lógica pura. El mercado es como es porque los mercaderes lo han querido así: sin reglas, salvaje, y que nadie meta las narices en nuestros asuntos, mientras marche bien la cosa. El mercado está podrido y sus mercaderes también.

Estoy convencido de que existen muchas maneras de hacer economía de mercado y transacciones comerciales y da la puñetera casualidad de que este sistema, auspiciado por el neoconservadurismo rancio made in Bush junior (y senior), Ansar, Blair and Co. ha demostrado ser tan nefasto hoy como lo fue ayer y lo será mañana, si lo único que prima en este puto mundo es hacer negocio a toda costa, aunque se engañe a la gente, se explote a la población o se arruinen las vidas de millones de familias que viven de su trabajo y de los pocos euros que pueden recoger.

Si los ricos hoy no lo son tanto, ellos se lo han buscado, que se jodan. Ahora vienen pidiendo el subisidio para poder seguir comiendo langosta en el barco mientras una puta de lujo o una modelo les limpia el sable a fondo.

Yo lo tengo claro; no voy a pasar hambre por culpa de unos niñatos pijos que han jugado a hacer malabares con el dinero ajeno. Si tengo que comer, me los como a ellos y punto. No me importa devorar carne humana, si es de niño rico alimentado con jamón ibérico, langosta y vino de cien euros.

12
Dic
08

Gomorra.

Ayer fui a ver la película de Mateo Garrone, basada en la obra homónima del aguerrido periodista napolitano Roberto Saviano. No he podido esperar a leer el libro antes, por miedo a que la retiren de la cartelera en breve (y es que donde esté “Una conejita en el campus” o “High School Musical”, que se quite todo lo demás). Así que, si hay suerte y los Reyes Magos no son simpatizantes de la Camorra, podré disfrutar de la obra de Saviano en enero.

Supongo que con la película no basta para hacer un juicio de valor acerca de lo que se cuenta en la obra de Saviano, fruto de un trabajo de investigación “con un par” y que ha tenido como resultado el exilio de su autor. Ni que decir tiene que la película es espeluznante, y no por mala, sino por el realismo crudo y sórdido que muestra en su metraje. No vemos en la pantalla la clase y finura de don Corleone o Tony Soprano y los suyos, sino una gentuza que mata, estorsiona, roba e incluso contamina su propia tierra con vertidos tóxicos para obtener pingües beneficios.

La mafia napolitana aprovecha cualquier negocio ilegal para obtener millones de euros de las drogas, las armas, la prostitución, la alta costura, los negocios inmobiliarios (cómo no), etcétera; unta a políticos, policías y empresarios para alcanzar sus inicuos fines y no duda en reclutar a niños para que menudeen en las calles o simplemente ayuden en algún trabajo peligroso.

La película es absolutamente genial. Se trata de un filme – documental que recoge la tradición heredada del neorrealismo italiano y el documentalismo de la primera mitad del siglo XX. El resultado es una película extremadamente objetiva, desgrarradora y llena de crueldad y corrupción humana; un documento gráfico que muestra las lacras de la sociedad italiana, con un gobierno inoperante y corrupto, alejado del ámbito social, aquejada de una desigualdad que por sí sola no explica el fenómeno de la mafia en Italia. ¿Por qué existe la Cosa Nostra en Sicilia, la Ndràngheta en Calabria y la Camorra en Nápoles? Eso sería como preguntar por qué en España tenemos a ETA, por qué hemos tenido un gobierno socialista corrupto en los ochenta y por qué ha habido especulación inmobiliaria en todo el país y casos de corrupción en los municipios de Marbella y Estepona, o Coslada en cuanto a la corruptela policial, entre otros; la respuesta es bien sencilla: porque es el estilo latino “weeeeaaaaah”. No me hagan caso, es sólo una broma, y aunque sé que el tema es serio, prefiero reír por no llorar.

El filme se ha rodado en plena Nápoles, en los barrios más marginados donde los camorristas campan a sus anchas como los dueños de todo y de todos los que allí habitan. Fijaos cuando veáis la película en los paisajes napolitanos y decidme si no os recuerda a los barrios de La Palmilla, Huelin, Guadalmar, Churriana o el Polígono del Guadalhorce en Málaga, o a las 3000 viviendas de Sevilla; los jóvenes que aparecen en el filme, que admiran profundamente a los cabecillas de las bandas de camorristas, son auténticos “canis” o “merdellones”, con sus “piercings”, sus cadenas de oro, sus chándales, los peinados rasurados y las ínfulas de tipo duro. Las chicas os las podéis imaginar; a veces, durante el visionado de la película parecía estar viendo un documental de Callejeros grabado por acá cerca; cuando la veáis entenderéis a lo que me refiero.

El libro de Saviano y la película han suscitado numerosos comentarios y discusiones, de hecho en CNN+ pude ver un debate muy interesante en el que analizaban el fenómeno de la mafia en Nápoles, sus causas y consecuencias. Las consecuencias todos las conocemos más o menos, al menos los que hemos visto la película, por lo que no merece más vuelta de hoja; pero en el asunto de las causas sí es cierto que existe un abismo insalvable entre aquellos, como el propio Saviano, que señalan al capitalismo salvaje como el principal resposable de esta aberración, y los que defienden a ultranza la globalización y, sin ver más allá de sus narices, aseveran que la causa es fruto sólo de la idiosincrasia italiana, proclive a la delincuencia y el homicidio.

Encontré un artículo de Mario Vargas Llosa en El País que ilustra muy bien ese denuedo cerril que caracteriza a los liberales de nuevo cuño ultraconservador que se afanan en defender a ultranza un sistema que, como vemos, hace aguas por todos lados y cae en las contradicciones más innobles como ya hiciera el comunismo hace algunos años. Y es que la demagogia no entiende de fronteras ni de ideologías; la padecemos tanto desde la izquierda estéril y corrupta, como desde la derecha depredadora y deshumanizada.

El señor Vargas Llosa demuestra que como escritor es excepcional (no en vano es uno de mis escritores favoritos por ser de los únicos que yo podía asimilar cuando leía literatura hispanoamericana hace seis o siete años), pero su pensamiento anda algo nublado, primero, a causa de los estropicios perpetrados por los movimientos revolucionarios de corte populista y marxista en todo lo largo y ancho del contienente, y segundo, por la tendencia natural de los artistas y literatos a volverse acomodaticios y afectos al bienestar que les porporciona el éxito y el reconocimiento en el Primer Mundo.

Señor Vargas Llosa, usted mismo reconoce que la Camorra no sólo opera en negocios ilícitos sino que también invierten sus capitales en empresas legales, como la construcción (la reconstrucción de las Torres Gemelas, por ejemplo) o el turismo. No es un secreto que a la Costa del Sol la denominan La Costa Nostra y que en gran parte de la especulación inmobiliaria sufrida en España planea la sombra de la mafia napolitana. El sector de la alta costura aprovecha la capacidad de maniobra de esta organización para conseguir cada vez más beneficios a un menor coste. Y le corrijo, porque se ve que en esa parte de la película andaba usted despistado: la mujer que aparece con un vestido blanco de firma, el cual no fue diseñado por un jefe de la mafia, sino por un sastre a su servicio, no es Angelina Jolie sino Scarlett Johansson. Los jefes de la mafia no son sastres señor Vargas Llosa, son delincuentes. Le recomiendo que vea la película de nuevo porque o se quedó dormido o no se enteró de nada.

Usted discrepa con Saviano en que el capitalismo no es el problema, sino la sociedad italiana. ¿No se acuerda usted del Chicago de los años 30, de Al Capone y el ascenso de la mafia siciliana, judía e irlandesa que reinó hasta los años ochenta en las calles de New Jersey o Nueva York? ¿No ve usted cómo funcionan los casinos en Las Vegas o cómo la mafia se ha ido inmiscuyendo en la política de todo el mundo? ¿No sabe usted cómo funciona el cartel de Colombia? ¿Ha visto usted American Gángster? ¿En qué periodo de la historia de Rusia se ha hecho fuerte la mafia rusa? ¿Qué pasaría si rodaran una película sobre la Yakuza japonesa? ¿Qué opina de Silvio Berlusconi? ¿Y de Julián Muñoz? ¿Y de que mataran a Lincoln, a Kennedy o a Luther King? ¿Sabe usted quién financia las guerras en el Congo para obtener el valioso coltan con el que fabricamos ordenadores o iPods? Guantánamo, las niñas en China, las fabelas en Brasil (vea Ciudad de Dios), la guerra por los diamantes en Sierra Leona (vea Diamante de Sangre), los secuestros en Colombia, las FARC, la violencia en México, etcétera.

¿Sigue pensando que sólo es Italia quien anda podrida? Le recuerdo que gobierna un conservador como Berlusconi que ha demostrado que el movimiento “neocons”, iniciado por Reagan y la Thatcher, ha fracasado estrepitosamente, aunque sea políticamente incorrecto atacar el pensamiento único del neoliberalismo que usted profesa.

Llámenme rojo, reaccionario o anarquista, pero es así. Si todo lo que ocurre en el mundo, sea en Nápoles o en la India, no es causado por un sistema injusto, criminal e inmisericorde con el desfavorecido, que venga Dios y lo vea.

Un mensaje para los vándalos descabezados antiglobalización de Grecia y España: ése no es el camino.

06
Sep
08

Se están perdiendo los viejos valores.

Esta mañana me ha llamado la atención una noticia que me ha dejado un poco confuso.

La nacionalización de los gigantes hipotecarios de EEUU podría ser inminente.

Según publica el diario norteamericano The New York Times, en su edición digital este sábado, la administración Bush podría nacionalizar a los dos gigantes hipotecarios de EEUU, Freddie Mac y Fannie Mae, de forma inminente. Este rotativo, se hace eco de una conversación entre altos cargos del Gobierno y de la reserva federal con los altos ejecutivos de Fannie y Freddie. Una operación que estaría dentro del plan de rescate adelantado por Henry Paulson y que, como avanzó LD, podría triplicar el déficit público de este país.

La verdad es que yo ya no entiendo nada. ¿No se suponía que cualquier tipo de intervencionismo estatal era contrario a las doctrinas económicas defendidas por el liberalismo? ¿O es que quizá hay excepciones, como es este caso, en el que las empresas tienen el agua hasta el cuello?

Resulta curioso comprobar cómo la doctrina neoliberal mira hacia otro lado cuando millones de trabajadores pierden sus empleo o sufren algún tipo de abuso por parte del empresario; en cambio cuando alguna compañía, a todas luces mal gestionada, está a punto de diñarla, todos los responsables políticos se afanan en hacer declaraciones y sacar dinero de las arcas públicas (el que todos los trabajadores aportan), para sanear unas cuentas a causa de una actividad económica de dudosa eficacia, como es el caso de Fannie Mae y Freddie Mac, empresas dedicadas al préstamo hipotecario sin limitación alguna. Fannie Mae y Freddie Mac, parecen los nombres de un dúo de humoristas de La Vegas.

Me sigue resultando muy llamativa la doble moral americana para todo tipo de cuestiones, ya sean de índole social, política, religiosa, moral o económica. Si no qué me dicen de la candidata republicana a la vicepresidencia y gobernadora de Alaska, Sarah Palin: ultraconservadora, cristiana, defensora de la pena de muerte, la tenencia de armas y con una hija de diecisiete años embarazada; mayor contradicción imposible.

La verdad es que tampoco me parece tan grave el asunto del preñado; la chica es fogosa y sus hormonas le piden guerra, como es natural. Además, la candidata ya se ha curado en salud asumiendo que su a hija le va el sexo sin protección, por mucha educación conservadora que reciba. Parece que por ahí los demócratas no van a poder perjudicarla, ¿o sí? En cualquier caso me da lo mismo; ya estamos acostumbrados a la hipocresía conservadora; nada puede sorprendernos a estas alturas.

Lo que sí me quita el sueño es la nacionalización de Fannie y Freddie, en un país de intachable trayectoria liberal, como es EEUU. Deben de andar las cosas muy mal en el sistema capitalista para que el Tío Sam tenga que adoptar medidas propias de un Evo Morales o un Hugo Chávez. Esperemos que éstas sean las primeras y las últimas en lo que llevamos de siglo, porque si no, pueden surgir dudas razonables sobre el sistema económico imperante en las mentes más perspicaces; no es mi caso, por supuesto.

Según comentan los expertos en economía, grandes eruditos en la materia, se trata de un procedimiento absolutamente necesario para solventar la grave crisis del sistema hipotecario americano, que también afecta al nuestro, y mucho. Es decir, que si no se les inyecta dinero a estas empresas, tan magníficamente gestionadas, desde la administración, puede que la economía se derrumbe y… bueno, yo no quiero pensar en 1929.

Qué insondable resulta la economía de mercado y sus entresijos, con sus preceptos neoliberales inquebrantables, su intervencionismo estatal que los contradice; sus ricos magnates, hombres de éxito, superiores al resto de mortales, dioses en suma; las regulaciones de empleo, el despido, el paro, los contratos basura, las joranas laborales de 65 horas semanales; sus crisis cíclicas, la saturación de los mercados, el oligopolio, el pacto de precios para no bajarlos jamás y obtener buenos beneficios. Qué grande es nuestro Imperio.

Aún recuerdo a los defensores de la libertad, adalides del capitalismo y la sociedad de consumo, cuando sonrojaban a socialistas y comunistas haciéndoles ver las contradicciones de la economía planificada, contradicciones en las que el capitalismo jamás cae, como todos sabemos.

¡Intervencionismo estatal, NO!, decían. Privatizaciones, SÍ, de todo lo que se pueda. Pagar impuestos, NO, lo menos posible; ayudas para el trabajador: ¡¡¡DERROCHE, CORRUPCIÓN, OPRESIÓN!!! El liberalismo absoluto es el camino de la felicidad; dinero, consumo y más dinero para invertir y producir más y más dinero… Pero ahora… ¿intervención estatal? Ya os digo, no entiendo nada.

Me pregunto, ¿qué opinará el Sr. Rodríguez Braun de todo este quilombo económico?