Posts Tagged ‘PP

20
Feb
10

Aznar y sus “güevos” toreros.

Ahí está. Con dos cojones “made in Spain”, como los de don Pelayo. Don José María nos muestra los resultados de su educación cristiana, privada y de elite, además de cuánto le importa España y su gente, y lo machote que él es; “pa chulo chulo, mi pirulo”.

El político más conservador de Europa, nuestro ex presidente, que nos metió, aparentemente, entre los países con más peso, ya no de Europa, sino del mundo, y de paso en una guerra que olía a interés económico en detrimento de vidas humanas  (una actitud muy cristiana) que tiraba para atrás. El ex presidente que levantó la economía española (¡ay! qué bien vivíamos entonces) a base de cemento y ladrillos, hasta que llegaron los otros subnormales, que son imbéciles, y dijeron: “pa qué tocá ná, si así va de vicio, ¿no? ¿Tú qué dice primo?”. Contra Aznar vivíamos mejor pero, no señor, no le echamos de menos.

¿No es sospechoso que este enano mental se retirara tres años antes de que empezara todo este fregado de la crisis financiera, la caída del ladrillo, el paro, el hundimiento de empresas, despidos y demás efectos colaterales de este sistema capitalista tan infalible e incuestionable, donde la libre competencia siempre se respeta sin trampa alguna, es equilibrada y no hace falta controlarla para nada porque todo funciona muy bien solo?

Ahora que están de moda las teorías conspirativas: Yo creo que el amigo “Ansar” sabía algo, vía “Bush bunch”, y por eso se quitó del medio (casi a la par que el ex presidente de USA). Pensaría: “que se coma la crisis el idiota de Rajoy”. Pero le salió mejor porque ahora se la está comiendo el menguado de Zapatero. Si aún así no consiguen llegar al poder deberían hacérselo mirar, porque es grave.

No obstante, esta situación en la que el PSOE nos hunde en el estiércol de la incompetencia y el PP no levanta cabeza, lo convierte en el presidente que trajo la bonanza económica (cuando ésta vino en realidad por los fondos europeos, la coyuntura favorable de entonces y el ladrillo), el buen gobierno y la riqueza sin parangón, cuando es ciertamente el presidente del oportunismo económico, el autoritarismo, la falta de reformas educativas, el “ladrillazo”, la guerra, el elitismo ultraderechista más rancio, conservador y casposo de Europa desde la Thatcher.

Qué bien que todavía nos quede Esperanza Aguirre, otra chulapona, lideresa ella, más tonta que un bocado en el glande, que presume de liberal y no sabe ni por donde le sopla el viento. Una pija psicótica que cuando quiere consejo le pregunta a Aznar porque está claro que ella no es capaz de pensar por sí misma. Ser liberal es privatizarlo todo, “majete”, hasta la sanidad y la educación, y si se crean oligopolios (“¿oligo qué?”) digo que es culpa de Zapatero, que es la coletilla más recurrente para justificar el matonismo mafioso de esta panda de ricachones asquerosos que son la derecha española.

No se me olvida que estamos gobernados por los estultos demagogos populistas del PSOE, que no dejan de ser los más idiotas del país. Pero el conservadurismo de Aznar y su secta no lo quiero ni en pintura. Que se metan el dedo corazón en el ojete y urguen. Aunque claro, el cambio político es necesario. Pues que dios nos pille confesados y a mí, si es posible, fuera de España.

05
Sep
09

Análisis histórico de la movida madrileña.

Érase una vez un país atrasado y estulto gobernado por un enano imbécil que tuvo la suerte de ganar una guerra que enfrentó a dos facciones de idiotas sin remedio (los rojos y los nacionales). Este enano gilipollas gobernó con mano de hierro durante cuarenta años hasta que el pueblo soberano (me la agarra con la mano) consiguió que se instaurara una democracia o algo parecido. Con la democracia llegó la libertad y el libertinaje. Con el libertinaje llegó el despiporren, y con el despiporren llegó la idiotez suprema bañada en alcohol y heroína: La movida madrileña.

La movida madrileña no era más que una reunión de pijos progres que jugaban al dadaísmo y a ser modernos que te cagas con el padrinazgo de los políticos de turno, que también estaban beodos. Cuando el PSOE llegó al poder, los sociatas tiraron el Capital de Marx a la basura y empezaron a cogerle gusto a meterles el dedito en el culito a los obreros mientras ellos comían de la sopa boba (robando a mansalva como sabemos). PRISA inoculó idiotez a todos los españoles y así Iñaqui Gabilondo se convirtió en el reverendo de la progresía oficial. Felipe González era el dios supremo y así todos los progres pudieron hacerse ricos sin dar un palo al agua y vendiendo humo.

Durante los gloriosos años de la movida madrileña todos empezaron a flipar con la música y el rollito punk de pegatina moderno y mega guay. Los pijos jugaban a ser yonquis y los yonquis de verdad caían como chinches porque todos querían drogarse a lo Sid Vicious porque eso era lo que molaba mazo. Madrid era una fiesta y todos querían vivir allá. El resto de España era vulgar, anodina y olía mal.

Sucedió además que algunos de los más espabilados de la movida como Almodóvar o Alaska consiguieron, apoyados en el baluarte Polanco, salir de la mediocridad hispana y convertirse en ídolos de masas. En aquellos años no importaba el talento, tan sólo la ”mamarrachez” y la autopromoción, adornada de “moderneo”, y poses de superioridad moral e intelectual. Con respecto a la superioridad moral e intelectual tenemos el caso paradigmático de Ramoncín, hoy tesorero de la SGAE, ladrón profesional, pero ídolo de masas en los ochentas.

Los gays y los modernos metrosexuales comenzaron su cruzada para dominar los medios, la cultura y el arte. Subrepticiamente fueron adentrándose en el tejido cultural español, débil y manipulable por aquella época. Finalmente, tras numerosas campañas propagandísticas, made in PRISA, en el ocaso del siglo XX consiguieron hacerse con el control absoluto de toda la cultura española.

Tras la triunfante cruzada se consolidó una élite que impuso los usos y formas del “petardeo” más rancio y reaccionario del planeta tierra. Entre los miembros de dicha elite se encuentra Olvido Gara (Alaska), una mujer muy culta, preparada y leída – como puede serlo cualquier camarero con carrera-, sin dotes para el canto ni la interpretación, pero que se convirtió en un icono de la modernidad, el buen gusto, lo intelectual, lo “cool” y lo “in” del panorama ibérico con su grupazo Alaska y los Pegamoides y posteriormente Fangoria.

Hay que decir que en Málaga surgió, ya en los noventa, al abrigo de la progresía dominante, Rafatal, un realizador que ha revolucionado el mundo del cine, produciendo películas que NO repiten los clichés del cine de los ochenta de Almodóvar ni cae en banalidades propias de un snob petimetre que se cree lo más. Su cine, es un cine comprometido con el arte, al nivel de los grandes como Berlanga, Buñuel o su maestro, Almodóvar. Original, demoledor y muy sugerente como sólo el malagueño más universal (después de Picasso, Banderas y Fran Perea) podía serlo. Vamos, que es el puto amo.

En el siglo XXI, el poder de los movidos guay de la movida madrileña sufrió un ligero revés y hoy, junto con los nostálgicos de Franco, no son más que una pandilla de plañideras que anhelan la grandeza de los años de Pepi Luci Bom y su puta madre.

No obstante, Olvido Gara (la Björk española) supo reciclarse, abandonar a sus padrinos y tomar su propio rumbo hacia el estrellato. Siguió grabando discos, aportando a la música todo aquello que hoy falta en el pop y el rock (sea lo que sea), y se puso a trabajar en la COPE junto a Federico Jiménez Losantos (hasta que echaron a este último), o con Pedro J. Ramírez en el Mundo (un diario muy veraz y fiable como todos sabemos). Es posible que ante la dejadez que sufren por parte de los gobernantes del PSOE, se hayan buscado la manera de seguir protegidos por el poder (aunque sea de derechas) como lo estuvieron antaño durante la movida. Porque los hay que sólo a la sombra del poder, sea cual sea, son capaces de medrar y llegar a lo más alto. O quizá sea que han sufrido una sobredosis de honestidad y eso unido a las perras en el bolsillo, el lujo, los flashes, la fama y la buena vida les haya hecho reflexionar y pensar: “coño, si ser rico mola más que ser pobre; que le den por culo a los obreros y a los progres que son unos desgraciados”. Este dato aún no se ha corroborado.

Pero el mayor regalo que ha dado Alaska  al mundo, ha sido sin duda alguna su genial marido Mario Vaquerizo y su grupazo Nancys Rubias, que ha causado furor entre la elite moderna de medio mundo. En Málaga por ejemplo enriquecieron la cultura musical del respetable con un concierto organizado por el Ateneo de Málaga, adalid, como todos sabemos, de la cultura, la música, la moda, el buen gusto y lo “cool” de la capital de la Costa del Sol.

Mario Vaquerizo,  junto con Olvido Gara, han resuelto desmarcarse de la hediondez de la clase obrera que taponaba sus fosas nasales en los ochenta. Llegados a la madurez y podridos de fama y riqueza han abrazado el liberalismo pregonando las bondades de Esperanza Aguirre, Sánchez Dragó y sus esbirros liberales. Es posible que ambos hicieran mucho dinero con el negocio inmobiliario y consiguieran prebendas del ayuntamiento de Madrid para sus actividades culturales, que finalmente ha conseguido inocular la fiebre de lo moderno y lo guay por todo el territorio español: “La derecha mola más para ser moderno”, parece decirnos este hombre al que le gusta morderse los carrillos y parecer una mujer casquivana.

La SGAE por supuesto también está entre las instituciones favoritas de este metrosexual escuálido que se hace llamar cantante, productor y representante, rebosante de un glamour fascinante e inigualable.

Mario Vaquerizo, aparte de defender la anorexia como forma de vida y conseguir vivir del cuento vendiendo humo, se ha convertido en el icono de lo moderno en la capital del reino y sus colonias (como Málaga).

Elite intelectual española.

Elite intelectual española.

A día de hoy no se sabe qué pasará si los “taligays” se enteran de que Vaquerizo y Alaska se han pasado al bando de Belcebú (el PP) y han abandonado el redil de aquellos que los convirtieron en ricos y famosos (el PSOE).

Es un hecho comprobado que Almodóvar ya no goza del favor del diario El País y que Cuatro, después de verse agraviado por la TDT de pago de ZP, puede que decida en lo venidero apoyar al PP para mojarle la oreja al díscolo presidente del gobierno. El caso es tocar los huevos.

Tras semejante historia tan absurda una cosa está clara: los tiempos cambian, las mentes cambian, pero sobre todo cambia el volumen de los bolsillos y ésto hace que probablemente cambie todo lo demás. Habría que ver lo distinto que sería Mario Vaquerizo si fuera uno más del montón (que lo es) sin el apoyo de su egregia mujer, como tantos hay que buscan la fama con desesperación como si fuera oro.

Para triunfar véndete, vende humo, moda, música, tu vida, tu honra, o lo que se tercie. En España siempre habrá multitud de idiotas que te sigan. Si no que se lo digan a Ramoncín.

¿Continuará?

08
Nov
07

Hasta las… cebollas

pollo.jpg

La culpa es de Zapatero, como siempre. El PP aprovecha la crisis en ciernes para martillear al gobierno con la subida desmesurada de todo en general y los alimentos en particular (lo único que no suben son los sueldos, claro está). El PSOE en cambio lanza balones fuera, hace su campaña con videos absurdos sobre el 11-M, como es costumbre, y echa la culpa al precio del petróleo de la creciente subida de ciertos productos (101 dólares del ala, oiga, algo tendrá que ver).

Por una vez y sin que sirva de precedente Aznar ha estado ocurrente y nos ha hecho sonreír a algunos con su ácida visión del partido en el gobierno: ni obrero, ni socialista, ni español, y ya ni partido; productora de videos propagandísticos más bien (no le falta razón al ex presidente metido ahora a escritor) . De cualquier manera, el PP tampoco le anda a la zaga en cuanto a propaganda electoral se refiere; menos mal que Gallardón encara a los suyos, aun a riesgo de que le reprendan, e imprime sentido común a una oposición impotente y torpe.

Hoy he escuchado en la radio (Onda Cero) a don Julio Anguita y precisamente denunciaba el estado en que se encuentra la política hoy día. Campaña electoral a tope, supeditado todo acto de gobierno a los sondeos, encuestas e intención de voto; nada de gobernar y solucionar problemas, para qué, ahora lo que cuenta es la propaganda, los videos y las cortinas de humo; ganar las elecciones a toda costa. Realizó, el ex dirigente de IU, algunas críticas a su partido, al PC y a la situación de los sueldos y precios en nuestro país; todo ello con su particular visión, de corte intervencionista y cuestionando los principios de un neoliberalismo que se presenta como adalid de la libertad, pero que todos sabemos que hace aguas y sufriremos muy pronto las consecuencias. Le echamos de menos señor Anguita. Se puede estar más o menos de acuerdo con él, pero hay que reconocer que es un intelectual muy a tener en consideración y estima (al menos a mí me la inspira) .

El caso es que ya nadie quiere ir a la compra. Ve tú que a mi me da depresión. El pollo, las sardinas, los huevos, las naranjas, las peras, la leche, los cereales… ¡y las cebollas! Y lo peor es que algunos hemos de acudir al mercado en coche, lo que supone un gasto añadido por si no fuera suficiente. La culpa no es de nadie, lógicamente, pero al ciudadano le toca endiñar la guita, con sueldos anémicos y al borde del colapso. El petróleo, es el petróleo… La falta de producción… La demanda de los chinos… El biocombustible… Yo qué sé, esto es un desmadre. La economía nos va a volver a todos locos. El gobierno dice que no puede hacer nada; economistas dicen que sí que pueden, pero por el camino que llevamos no creo que nadie vaya a mover un dedo. A este paso habrá que comer chóped a palo seco y arroz. Y los sueldos que no se toquen, que al empresario le puede dar un chungo (de todos es sabido que no obtener un 200% como mínimo de beneficio es un problema para el empresario español; manda huevos).

cebolla2.gif

Hoy me he levantado con ganas de hacer demagogia, ya ven. Ayer me explicaba un compadre de Madrid la diferencia entre impuestos directos e impuestos indirectos. Parece ser, y es lógico, que los impuestos indirectos son del todo injustos porque nos gravan a todos por igual (el IVA por ejemplo) y todos no somos igual de pobres, ya que algunos lo son poco y otros nada. Si los alimentos arriba expuestos suben de precio por el encarecimiento del petróleo, ¿por qué no bajan los impuestos de la gasolina? ¿Por qué no se bajan los impuestos de los alimentos? Que suban el gravamen del tabaco y el alcohol si les viene en gana (hay que beber y fumar menos), pero señores, comer tenemos que comer y la situación se está tornando un tanto peligrosa. En fin, quizá sea una memez lo que escribo aquí, no digo que no, pero como no soy ni político, ni economista, ni periodista, por suerte o por desgracia, según se mire, y este es mi blog, pues ahí queda mi reflexión para quien quiera leerla.

En definitiva, el problema no nos lo va a resolver nadie. Habrá que apretarse el cinturón, ir a la compra a pie (así compramos menos por no ser posible cargar con todo) y estirar los mil euros haciendo sudokus al estilo Solbes.

tbconsudokusamplefigure03.gif

Menuda Navidad nos espera a la clase media española. Este año el LIDL y las tiendas de chinos se van a poner las botas. Por cierto botas rima con “pelotas” y hasta ellas estamos los españoles. Ahora además, hasta las cebollas.

02
Nov
07

Inmorales y mezquinos

Menudo caos estamos viviendo a cuenta de la sentencia del 11-M. Una vez que se ha hecho pública la misma, las reacciones no se han hecho esperar y ya ha hablado el matón de turno del PSOE, el inteligentísimo Pepe Blanco, para zurrar la badana al PP, que por otra parte se lo tiene bien merecido. La “teoría de la conspiración” defendida por el diario El Mundo y que ha erotizado a los populares durante todo este tiempo, ha sido desmantelada por la sentencia del juez Javier Gómez Bermúdez. Dicha sentencia, insuficiente para algunos, ejemplar para otros, no ha impedido que los principales partidos nacionales se tiren los trastos a la cabeza, como preludio de las tortuosas elecciones generales que nos esperan. El PSOE ya tiene la llave del triunfo, otorgada por la torpeza de un PP que no sabe ni por donde le sopla el viento. El único popular que se desmarca de las tesis que defienden una posterior investigación para esclarecer la autoría intelectual es Gallardón; consciente éste del suicidio político que supone insistir en la idea de que la justicia no ha funcionado al cien por cien y de que existen lagunas en la resolución de la Audiencia Nacional. Y probablemente existan asuntos sin dilucidar, pero en justicia donde no existen evidencias no se puede condenar. Es por esto que “el Egipcio”, experto en explosivos y terrorista de profesión, ha sido absuelto por falta de pruebas para escarnio de las víctimas, nada satisfechas con la pena administrada a los acusados del brutal atentado que tuvo lugar en Madrid.

560164_tn.jpg

De lo que sí estamos algunos convencidos es que vivimos en un país miserable donde los haya. Los políticos en general no tienen vergüenza y obvian a las víctimas absolutamente; sólo les preocupra manetener o recuperar el poder, según en que bando se encuentren. Si bien hace unos meses la estrategia de unos era esgrimir falacias desde medios inmorales para confundir a la opinión pública, con tramas, conspiraciones, golpes de estado y demás patrañas, ahora se materializa la vendetta y es el turno de aquellos que utilizan la sentencia del atentado en Madrid para rentabilizar unas elecciones que se tornaban cuesta arriba a causa de una gestión desastrosa. Ahí tenemos a José Blanco, el tonto útil (típico en España desde el siglo XVI) quien si todo marcha como debe será ministro el año que viene. El Mundo sigue su andadura, y habrá quienes lo compren todavía como los hay que escuchan la COPE y a ese indigente intelectual que es Federico Jiménez Losantos, columnista también del diario propagandístico. Periodistas de pacotilla, que se tienen por profesionales, como Pedro J. Ramírez, un propagandista prepotente y mezquino que aún vive de los galones que supuso destapar la trama de los GAL, y que a la sazón de aquello cree que todo vale e intenta metérnosla doblada con teorías golpistas perpetradas por la izquierda. Qué maravilla si hubiera sido el PSOE el autor intelectual de la masacre y ETA la que fabricó los explosivos que hicieron volar los vagones y cercenaron la vida de miles de personas; El Mundo habría hecho historia, Pedro J. sería un héroe nacional y Jiménez Losantos sería canonizado y beatificado por el Papa. Pero para su desgracia dicho relato no es más que un cuento de ciencia-ficción. Que se jubilen todos y nos dejen en paz. Menudo país en el que el periodismo es pura propaganda política y se utiliza el sufrimiento ajeno para medrar en el poder.

diario_el_mundo_24_febrero_2007_pagina2.jpg

España ha sido ruin desde que se erigió en imperio allá por el siglo XVII y aun siendo en la actualidad un país mediocre seguimos practicando la mezquindad con contumacia. No aprendimos la lección, como cualquiera que yerra, después de 1936 y nos empeñamos en mentir, descalificar al prójimo y enfrentarnos los unos a los otros para imponer ideas absurdas e inútiles. ¿No sería mejor zanjar el tema de una vez y ocuparnos de lo que de verdad importa? Volvemos a lo de siempre: los políticos eluden su responsabilidad y se ocupan de discutir temas inanes. Los jueces han dictado sentencia, pues es lo que hay y al que no le guste que se aguante. No pueden los políticos sustentar su triunfo electoral en el error ajeno; así nos va. La abstención es la respuesta que sin duda merece una clase política ensimisma y despreciable. Que se vayan todos.

Sin duda los familiares de las víctimas deben estar estupefactos ante un espectáculo tan lamentable. Quedémonos con que algunos de los responsables de la inhumana masacre vivida el 11-M van a ingresar en prisión, pero ¿van a pagar? La justicia española dice que sí, mas yo tengo mis dudas. Tenemos un sistema judicial, a mi juicio, demasiado laxo, estoy absolutamente convencido (atiendan al caso del acémila que agredió a una ecuatoriana en un tren de Barcelona). Delinquir en España es un auténtico chollo; eso lo saben mafiosos, terroristas y delincuentes comunes. La laxitud es permisible en una sociedad civilizada y la nuestra no lo es. Los procesados del 11-M no estarán más de diez años en la cárcel, seguro, y han asesinado a cientos de ciudadanos. En sus países se lo piensan mejor antes de cometer un delito (por razones que todos conocemos). Es un hecho: en una sociedad de bárbaros, las medidas contundentes son las más eficaces (cadena perpetua). Ya habrá tiempo de flexibilizar la ley a medida que la sociedad se civilice. Estos asesinos han sido juzgados bajo el amparo de unas leyes que no merecen. Deberían pudrirse en prisión. Lo que decía: un chollo ser criminal en España.